- Advertisement -
32 C
Ciudad Juárez
sábado, junio 25, 2022

Doctor que mató a tiros a su padre y estranguló a su novia no pasará tiempo en prisión tras acuerdo con fiscales

- Advertisement -
- Advertisement -
- Advertisement -

Estados Unidos.-Un doctor hispano de Florida que mató a tiros a su padre hace cuatro años no pasará tiempo en prisión luego de llegar a un acuerdo con las autoridades.

Inicialmente, Rafael Azulay, de 47 años, había sido acusado de asesinato en segundo grado por el incidente del 12 de mayo de 2018 en el que mató a su padre, Asher Azulay, de 67.

En el altercado, el médico se disparó en la cabeza y en el abdomen, y fue trasladado a un hospital en condición crítica.

El reporte de Miami Herald indica que Azulay también enfrentaba cargos de agresión agravada por alegadamente amenazar a su madre, y dos cargos de agresión por un ataque a su novia a la que, presuntamente, intentó ahorcar.

Cuando le disparó a su padre, se encontraba libre bajo fianza por el caso de violencia doméstica.

Documentos del arresto del hombre apuntan a que la madre relató a oficiales que su hijo le había pedido que vinieran a su casa a ayudarla a encontrar el cargador de su monitor de tobillo; pero cuando llegaron, los sometió a punta de pistola y dijo que los mataría a los dos antes de suicidarse. El convicto le disparó a su padre. La madre logró escapar y llamó al 911.

En varias audiencias en Corte, el hombre le gritó al juez que todo se trató de un accidente, que no quería dispararle a su padre, que no amenazó a la madre y que esta no procedería con las acusaciones.

Los cargos de violencia doméstica contra el hispano eran parte del tercer procesamiento criminal por incidentes con su novia. Alegadamente, Azulay le dijo a la víctima que la llevaría donde su madre en una bolsa para muertos.

La mujer dijo al referido periódico que está planeando cambiarse el nombre y moverse fuera del estado por el temor que siente.

El abogado de Azulay, Hilliard Moldof, argumentó que su cliente sufrió una lesión cerebral traumática por la herida en la cabeza, por lo que no podía colaborar con él en la defensa. El hombre vivirá con su madre a partir de ahora.

A raíz del acuerdo con la Fiscalía, el cargo de asesinato fue reducido a homicidio negligente con un arma de fuego y el cargo de agresión fue desestimado.

En lugar de prisión, Azulay fue sentenciado a dos años de vigilancia con el dispositivo de GPS seguido de 10 años de probatoria por el cargo de homicidio y un año por los de agresión.

Con Información de Agencia

- Advertisement -
- Advertisement -
Última Hora
- Advertisement -
- Advertisement -
- Advertisement -
- Advertisement -
Related news
- Advertisement -
- Advertisement -