Un niño murió aplastado por un mueble de Ikea pese a la alerta de retiro masiva que hizo la empresa

Un niño murió aplastado por un mueble de Ikea pese a la alerta de retiro masiva que hizo la empresa

- in Internet, Redes Sociales, Tendencia
221
Foto: El Mundo

Otro niño murió aplastado por una cómoda de Ikea después de que la empresa sueca mandara a retirar millones de este tipo de muebles por riesgo de accidentes mortales.

Estados Unidos.-Este jueves se supo que Jozef Dudek, un pequeño de 2 años que vivía Buena Park, en el condado de Orange en California, murió el 24 de mayo pasado en la habitación de sus padres al caérsele una cómoda de Ikea encima, informaron los abogados de la familia.

El accidente que terminó con la vida del niño Dudek ocurrió luego de que en mayo de 2016 la compañía lanzara una alerta masiva, llamando a retirar modelos de muebles que ya habían causado la muerte de varios niños de modo similar.

Ikea ofrece reembolsos totales o parciales, así como la entrega de kits de anclaje a la pared para que los muebles sean seguros. La decisión se produjo después de que varios niños pequeños murieron en accidentes similares de vuelco.

Pero los padres de Jozef Dudek no sabían que el mueble que tenían en casa, uno de la línea de productos Malm, había sido retirado, según informó Daniel Mann, representante de la familia a NPR.

Ikea por su parte lanzó un comunicado en el que informa que está al tanto del accidente y envía condolencias a la familia.

La empresa dice que hizo todo lo posible para que la noticia del retiro del mercado de los muebles en cuestión se difundiera. Para ello, Ikea informa que realizaron campañas publicitarias en medios, hiceron anuncios visibles con información en las tiendas e hicieron el envío masivo de correos electrónicos a consumidores.

Los accidentes con estos muebles ocurren cuando no están asegurados contra la pared y los niños tiran de los cajones o se trepan a ellos.

El 28 de junio de 2016 la compañía informó que 29 millones de muebles habían sido retirados. Esa decisión llegó luego de que al menos seis niños murieran en accidentes parecidos con cómodas de IKEA.

Un fallecimiento ocurrió en West Chester, Pennsylvania, el 25 de febrero de 2014. Su madre contó en un blog que cuando entró a la habitación de su pequeño, vio que el gavetero se había volcado. Debajo había quedado atrapado su hijo, que murió luego en el hospital. Poco después, en junio de ese año, un niño de 23 meses de Snohomish, Washington, también falleció al quedar atascado debajo de uno de estos muebles.

Tras estas dos muertes, IKEA hizo los primeros intentos por mejorar la estabilidad del mueble para julio de 2015. Con la Comisión para la Seguridad de los Productos en Estados Unidos (CPSC por su sigla en inglés) ofreció un programa gratuito para asegurar estos gaveteros (cuatro modelos del tipo Malm) a las paredes.

Luego, otro niño murió en Minnesota. Su familia estaba alquilando el apartamento y no se les habría permitido hacer agujeros en la pared. La empresa recibió críticas en este período por no haber llamado a retirar antes los muebles y lanzar kits para fijarlos a la pared.

La Comisión de Seguridad de Productos para el Consumidor dijo que está investigando la muerte de Jozef Dudek. Él sería el niño número ocho que se sabe que murió por un mueble volcado de la marca sueca.

Fuente: Univision

Facebook Comments

You may also like

Mujer se niega a quitar calcomanía con insulto a Donald Trump

Karen Fonseca menciona que ella sólo ‘ejerce su derecho