EU dificulta a empresas mexicanas participar en el muro de Trump

EU dificulta a empresas mexicanas participar en el muro de Trump

Si los materiales de construcción estadunidenses son 25% más caros que los extranjeros, se eliminará la preferencia por los productos de la Unión Americana

Ciudad de México.- Las empresas mexicanas de materiales para la construcción tendrán que enfrentar más dificultades para participar en la licitación del muro fronterizo entre nuestro país y Estados Unidos porque una cláusula limita las ventajas que tienen para competir en precios.

El concurso de licitación para el prototipo del muro fronterizo de concreto sólido, publicado por el Departamento de Seguridad Interior de Estados Unidos, establece que las empresas competidoras deben privilegiar el uso de materiales y productos de construcción estadunidenses.

El formato de las licitaciones insiste en la aplicación del estatuto Buy American (compra estadunidense), lo que supone que las empresas que concursen deben usar insumos producidos, manufacturados o extraídos del territorio nacional, por ejemplo, metal proveniente de minas localizadas en Estados Unidos.

La obligación de atenerse al estatuto se suspende sólo cuando el precio del material es irrazonable, lo que ocurre cuando éste cuesta 25 por ciento más en Estados Unidos que en el extranjero, o bien cuando la compra del material sea impráctica o afecte el interés público; estos dos últimos casos están mencionados, pero no definidos con precisión en el documento.

En caso de que una empresa quiera solicitar una excepción a la compra de materiales estadunidenses deberá entregar un análisis exhaustivo del mercado en el que compite el producto extranjero que quiere usar y atenerse a la decisión final del oficial encargado del proyecto, que todavía no ha sido definido por el gobierno de Estados Unidos.

El contrato para el prototipo del muro de concreto sólido especifica que las actividades de construcción valuadas entre los 7 millones 358 mil y los 10 millones 79 mil 365 dólares sí incluyen a los países de la Organización Mundial del Comercio, pero no a México ni al Tratado de Libre Comercio; los otros dos países vetados son Barhéin y Omán.

Esto significa que la restricción de comprar materiales estadunidenses puede suspenderse para todos los países, menos para los dos de la península arábiga y México, en el rango de precios mencionados.

El documento también especifica que el prototipo del muro de concreto debe considerar el territorio que va de San Diego, California, a Brownsville, Texas.

Las empresas deberán entregar sus licitaciones antes del 29 de marzo a las 16:00 horas. Sólo 20 de ellas pasarán a la fase II del concurso para el prototipo de construcción del muro entre la frontera de México y Estados Unidos.